ECRP

Facebook

Enviar comentarios
a la Editora de ECRP.

          
Share View this page in English InicioContenido de todos los númerosContenido de número actual
Vol. 6 No. 1
©Derechos de autor reservados 2004

In Memoriam: David P. Weikart: 1931-2003

El Dr. David P. Weikart, fundador y presidente emérito de la High/Scope Educational Research Foundation (Fundación High/Scope de Investigación Educativa) en Ypsilanti, Michigan, falleció el 9 de diciembre de 2003 después de una larga lucha con la leucemia. Le sobreviven su esposa Phyllis, cuatro hijas, seis nietos, una hermana y dos hermanos. Nacido el 26 de agosto de 1931, el Dr. Weikart recibió el doctorado en la psicología y la educación de la University of Michigan en Ann Arbor. En 1970 fundó la High/Scope Educational Research Foundation como entidad independiente sin fines de lucro y sirvió de presidente tanto de la fundación como de su consejo de administración. Bajo el liderazgo de Dave, el programa High/Scope—bien conocido por su modelo educativo que trata a los niños como aprendedores activos e intencionales—desarrolló, comprobó y diseminó este modelo para niños preescolares, niños de la escuela primaria y adolescentes. La misión de toda la vida de Dave, y la que ahora es de High/Scope, era una de colaborar con programas para permitir a niños y jóvenes a hacerse participantes activos en su propia educación y llevar así una vida satisfaciente y productiva.

En 1962, Dave y sus colegas iniciaron el estudio del High/Scope Perry Preschool, que ha llegado a ser un análisis de la vida continua de 123 niños que se asignaron al azar o a un grupo que asistió a un programa preescolar a los 3 y 4 años de edad o a un grupo que no lo hizo. El programa bajo investigación mantuvo un grado alto de calidad con el uso sistemático de un modelo educativo, maestros con certificado que sirvieron a cinco o seis niños cada uno y visitas semanales a los hogares. El estudio experimentó poca atrición—sólo un valor medio del 6% de los casos se perdió entre 48 categorías de datos recogidos durante 40 años de vida. Se halló que los participantes en el programa preescolar estaban mejor preparados para la escuela y luego lograron un éxito académico mayor. El estudio halló también que para los 27 años de edad los participantes habían cometido sólo la mitad de los crímenes del otro grupo y habían logrado un éxito económico mayor—el programa proveyó ganancias importantes a la economía pública. Otros estudios longitudinales han hallado cosas similares desde entonces. Dave presentaba estos hallazgos a muchos grupos del público, y la abogacía por tales programas iba creciendo. Los fondos para el programa nacional Head Start crecieron de $735 millones en 1980 a $6.500 millones en 2002, y la mayoría de los estados iniciaron sus propios programas preescolares estatales.

En el segundo estudio—High/Scope Preschool Curriculum Comparison Study (Estudio Comparativo del Currículo Preescolar High/Scope)—les asignó al azar a 68 niños a tres grupos que experimentaron modelos distintos de educación preescolar de buena calidad a los 3 y 4 años de edadun programa tradicional de guardería con orientación social, un programa acelerado de instrucción directa o el programa High/Scope de desarrollo infantil. Todos los tres grupos experimentaron un crecimiento intelectual de un promedio de 27 puntos de cociente intelectual durante el primer año de sus programas. Pero a más largo plazo, al grupo de instrucción directa le fue peor: el 47% de este grupo necesitó tratamientos para problemas o trastornos emocionales durante sus años escolares en comparación con sólo el 6% de los otros dos grupos; se había detenido al 39% por cometer una felonía para los 23 años de edad en comparación con sólo el 10% del grupo de High/Scope. Los diseñadores de la instrucción directa han disputado la metodología de este estudio pero todavía no han podido explicar los hallazgos, los cuales son aun más importantes hoy, ya que algunos procuran cambiar las prácticas curriculares de Head Start y otros programas.

Como coordinador del International Association for the Evaluation of Educational Achievement (IEA) Preprimary Study (Estudio Pre-Primaria de la Asociación Internacional para la Evaluación del Logro Académico), Dave encabezó una inspección sin precedentes de programas de cuidado y educación temprana en 17 países, incluso los Estados Unidos. Este estudio ha producido una serie de informes sobre las creencias paternales, las características de programas para la niñez y la relación entre estas y el rendimiento cognitivo y lingüístico de niños a los 4 y los 7 años de edad.

Durante los años entre la jubilación de Dave y su fallecimiento, escribió el libro How High/Scope Grew: A Memoir (High/Scope Press, 2004—El crecimiento de High/Scope: Una memoria). En el libro presentó no sólo la historia de la High/Scope Educational Research Foundation sino la visión que sigue motivándola. Dave identificó un principio de operación que se aplica igualmente a esta revista:

La investigación científica produce el conocimiento, y esto contribuye al desarrollo de políticas y programas sociales y educativos efectivos. Muchas propuestas de prácticas y reformas educativas se basan en las creencias y filosofías personales de alguien. Aunque estas representan una fuente rica de inspiración y hipótesis, se necesita el conocimiento válido basado en investigación científica para reformas educativas de buena calidad. ¿Se traslada la creencia exitosamente a la práctica? Actualmente se están utilizando varios programas educativos que, al evaluarse científicamente, se demuestran como inefectivos. Muchos más se ofrecen después de sólo una evaluación limitada y sin la información necesaria sobre el impacto general del programa en los niños. No se trata de si un niño sabe algo o no (por ejemplo, el abecedario), sino de las condiciones bajo las cuales se lo aprendió. La investigación efectiva, aunque tediosa a veces y difícil de lograr, forma una piedra angular de la educación de buena calidad.

Lawrence J. Schweinhart
Presidente, High/Scope Educational Research Association